Tendencias del alquiler de las viviendas en 2015.

 

Mercado de alquiler. Perspectivas para 2015

Evolución de los precios.

El precio medio de la vivienda en alquiler ha bajado 267 € al mes desde que alcanzó el precio máximo en mayo de 2007, según datos del portal fotocasa. En esa fecha, alquilar una vivienda en España costaba de media 810 € al mes (10,12 €/m2 al mes) para un piso de 80 m2, mientras que a julio de 2014 el alquiler medio se sitúa en 542 € al mes. Esta reducción de 267 € al mes en el alquiler equivale a una caída del 33,1% en siete años.

Consideramos que los precios están tocando suelo y que en los próximos años se producirá una lenta pero continuada recuperación de los mismos. Esa mejora empezará tímidamente a lo largo de 2015 y se notará algo más en el segundo semestre.

Incremento del mercado de alquiler.

El número de personas que viven de alquiler no ha parado de crecer y, según datos de fotocasa el 19% de la población de España son arrendatarios, un 4% más que en 2011.

La crisis, la tasa altísima de desempleo, la inestabilidad laboral, la dificultad de acceder al crédito para la compra de vivienda, o la creencia popular de que los precios de compraventa seguirán bajando han hecho que en los últimos años haya un aumento significativo de la demanda de viviendas de alquiler.

Según una encuesta de fotocasa, la mayoría de los inquilinos eligen el alquiler frente a la compra debido a su situación económica (19%) y laboral (16,8%). De hecho, la movilidad laboral y la ampliación de la unidad familiar están llevando a muchos propietarios a buscar una vivienda de alquiler y a arrendar la suya.

España tiene ya un 19% de sus viviendas en alquiler aproximándose a la media de Europa.

Está todavía lejos del 34% de la Europa más desarrollada, pero la tendencia se mantiene. Hay paises como Alemania en que se iguala el porcentaje de viviendas en propiedad y viviendas el alquiler.

Oferta-demanda de alquiler.

Aunque la demanda está creciendo aún es insuficiente para compensar la oferta de fincas de alquiler.

Desde que en 2007 se produjo el estallido de la crisis, cada vez son más las viviendas en alquiler ante la dificultad de darle salida en venta.

Esta diferencia entre oferta y demanda hace que, sólo en las zonas más demandadas de las grandes ciudades, donde sigue siendo costoso acceder a una vivienda en propiedad, estén subiendo los precios.

El Índice Inmobiliario de fotocasa ya está registrando los primeros síntomas de estabilización, sobre todo en las grandes urbes.

Perfil del arrendatario.

El perfil de arrendatario o demandante de viviendas en alquiler está en una edad de 25 y 35 años; alejado cada vez más del arquetipo de estudiante universitario hacía un perfil de persona con estudios superiores.

Perfil con poca estabilidad laboral  y con trabajos peor remunerados que hace unos años, viéndose obligado a vivir en régimen de alquiler compartiendo piso y/o viviendo en pequeños estudios.

Hay un aumento de las personas en torno a los 40 años que viven en casas o pisos de alquiler que pasa a ser el 20% de los demandantes frente al 60% que agrupa la franja de edad de 25 y 35 años.

 Alero.

El precio de la vivienda se estabiliza.

El precio de la vivienda se estabiliza.

Informe de Coyuntura Inmobiliaria.

 

Según los últimos datos publicados por la Sociedad de Tasación en su Informe Trimestral de Coyuntura Inmobiliaria, se puede afirmar que el precio de la vivienda no bajará más. Según este informe, los precios tocaron fondo en 2014 e incluso experimentaron subidas en la recta final del año por primera vez en siete años. Además indican que el precio medio de la vivienda nueva y usada se ha situado en 1.326 euros por metro cuadrado en el cuarto trimestre de 2014, un 1,3% por encima del importe registrado en el mismo periodo del año anterior pero por debajo del avance del 4,1% experimentado entre julio y septiembre del año pasado. 

Es el segundo trimestre consecutivo al alza tras los siete años de caídas. La última subida de precios se registró en el tercer trimestre de 2007, cuando se registraron avances del 2,4% hasta 2.344,84 euros el metro cuadrado. Desde los máximos de 2007, cuando el metro cuadrado se situó en 2.401 euros, la vivienda se ha ajustado un 44,8%.

Resaltan los responsables de la Sociedad que “La nota predominante durante 2014 ha sido la estabilidad aunque con oscilaciones al alza y a la baja en forma de dientes de sierra. Pero si analizamos los datos de los últimos seis trimestres, lo que vemos es que los precios de la vivienda en España han tocado suelo”, según han explicado, al tiempo que ha descartado subidas de precios a corto plazo hasta que el mercado hipotecario español no recupere la normalidad.

La tasadora denota un mayor empuje por parte de la vivienda de segunda mano debido a que en las zonas consolidadas, allí donde se está concentrando la demanda, apenas hay vivienda nueva. “En el caso de la vivienda nueva hay cierto retraso en la estabilización de los precios respecto a la segunda mano precisamente porque las ventas son menores”, ha señalado el máximo responsable de la tasadora.

Por lo que respecta a la situación nacional, recomiendan no perder de vista el comportamiento de la demanda, muy condicionada por la demografía, la capacidad de pago de las familias y las fuentes de financiación disponibles.

Ante un mercado tan heterogéneo como el inmobiliario, los datos de Sociedad de Tasación reflejan, por otra parte, un repunte al alza más acusado en viviendas de baja calidad (4%), que en las de calidad media (0,9%), mientras que en los inmuebles de calidad alta, el aumento es del 0,1%.

Alero. 20.01.15